El sector europeo del calzado apuesta por la formación para afrontar el futuro tras la covid-19

| 5 abril, 2021 | Comentario

El pasado 17 de marzo de 2021, el presidente de la Confederación Europea del Calzado (CEC), Luís Onofre, participó en una Mesa Redonda de Alto Nivel con los comisarios europeos Nicolas Schmit y Thierry Breton, en la que se habló sobre el futuro de las industrias europeas del calzado, cuero y textil tras la crisis de la covid-19. En ella, Onofre reiteró el valor económico y el potencial del sector del calzado para muchas regiones europeas y la extrema necesidad de invertir en la formación de sus trabajadores para asegurar su competitividad.

Hacer que el calzado de la Unión Europea sea más sostenible y eficiente requiere que la formación de los trabajadores se actualice periódicamente.

Según recordó el presidente de la CEC, la industria del calzado de la Unión Europea ha construido su reputación mundial sobre la base de la combinación de tradición e innovación en productos distintivos de alto valor añadido. Pero tanto el legado como la capacidad de innovar están actualmente en riesgo y obstaculizados por desafíos relacionados con las habilidades, señaló Onofre. La población activa está envejeciendo y las empresas podrían perder valiosos conocimientos técnicos. Los jóvenes están abandonando el sector y la digitalización y las nuevas tecnologías están cambiando rápidamente los procesos de fabricación y los modelos de negocio. Hacer que el calzado de la Unión Europea sea más sostenible y eficiente requiere que la formación de los trabajadores se actualice periódicamente, afirmó Luís Onofre.

Como respuesta a este desafío del sector europeo del calzado, la Comisión Europea lanzó en septiembre de 2020 la iniciativa Pact for Skills, que tiene como objetivo apoyar una recuperación económica justa y perdurable tras la covid-19 y cumplir con las ambiciones de la transición verde y digital. En relación con el Pact for Skills, el presidente de la CEC propuso tres vías principales de acción: en primer lugar, fortalecer la cooperación entre el mundo del trabajo y el trabajo de la educación para cerrar la brecha entre la oferta y la demanda de habilidades; segundo, promover que los gobiernos regionales y nacionales europeos apoyen financieramente a las empresas del calzado en sus actividades de actualización y reciclaje y modernizar los sistemas de educación y formación profesional, tanto en términos de instalaciones y equipos, y, por último, hacer que su marco regulatorio sea más ágil y receptivo a las necesidades de las empresas, y, por último, desplegar esfuerzos para aumentar el atractivo de las industrias manufactureras mostrando las muchas trayectorias profesionales y oportunidades que ofrece a los jóvenes y otras personas interesadas en un cambio de carrera.

La CEC y sus socios industriales están uniendo esfuerzos en el marco del Pact for Skills para responder a estos desafíos, como ya es el caso de iniciativas ambiciosas como el Proyecto Erasmus + Skills4Smart TCLF Industries 2030, en colaboración con empresas, sindicatos, centros de educación e investigación y autoridades públicas regionales y nacionales de la EU27.

Share

Tags: , ,

Categoría: Actualidad

Dejar comentario