Dr. Martens se prepara para pisar el parqué de la Bolsa de Londres

| 12 enero, 2021 | Comentario

Dr. Martens La firma Dr. Martens, propiedad del fondo de inversiones Permira, se prepara para salir a la Bolsa de Londres (Reino Unido). Con esta operación, el fabricante británico de botas militares de moda pretende colocar un 25 por ciento de su capital y así poder financiar nuevas inversiones para apuntalar su expansión internacional.

El director ejecutivo de Dr. Martens, Kenny Wilson, explica que la oferta inicial destaca el «potencial de crecimiento mundial» de la marca después de que entre abril y septiembre de 2020, primer semestre de su ejercicio fiscal, alcanzara una facturación de 318,2 millones de libras (354 millones de euros), un 18,4 por ciento más que en el mismo periodo de 2019, con un aumento del 29,6 por ciento del resultado bruto de explotación (Ebitda). La empresa amplió el comercio online de sus botas para complementar el las ventas físicas en sus 130 tiendas repartidas en 60 países. «Hemos realizado grandes inversiones para mejorar tanto la experiencias de compra digital como en la tienda física y, de este modo, conectar con nuestros clientes», añade Wilson. En los seis primeros meses de su ejercicio, Dr. Martens vendió 5,5 millones de pares, lo que supuso un incremento de 700.000 pares en comparación con el mismo período del ejercicio anterior.

Seis décadas de historia
El primer par de botas de Dr. Martens salió de la línea de producción el 1 de abril de 1960. Con sus costuras amarillas, suelas estriadas, cinta escrita al final del talón de las botas y talón loop, era una bota para los trabajadores, inicialmente usado por carteros y policías por su comodidad, durabilidad y ligereza. A lo largo de su historia, la marca ha sido adoptada por diferentes grupos sociales y subculturas: músicos alternativos y tribus urbanas. La fábrica de Northamptonshire (Reino Unido) donde todo comenzó todavía existe a día de hoy, ya que Dr. Martens siempre ha reivindicado su producción made in England. En 2014, Permira Funds adquirió la marca por  300 millones de libras (unos 333 millones de euros).

Share

Tags: ,

Categoría: Actualidad

Dejar comentario