Gallery Shoes

Carlos González: «La economía sumergida es una asignatura pendiente en el sector del calzado»

| 29 abril, 2016 | Comentario

A finales de febrero, los alcaldes de Elche y Elda firmaron un acuerdo para crear el Foro de Alcaldes por el Calzado, una iniciativa cuyo objetivo es reivindicar este sector como uno de los principales motores económicos de la Comunitat Valenciana. Para conocer mejor este proyecto, hablamos con Carlos González, alcalde de Elche.

Carlos González Carlos González, alcalde de Elche.

Revista del Calzado: ¿Qué objetivos busca alcanzar el recién firmado Foro de Alcaldes por el Calzado? ¿Quiénes lo suscriben?
Carlos González: Hemos impulsado el Foro de Alcaldes por el Calzado para abordar las necesidades de un sector que es clave para la economía de la Comunitat Valenciana y en particular para Elche. Lo hemos impulsado los alcaldes de Elda y Elche y vamos a trabajar sobre tres objetivos que son, por una parte, formar mano de obra cualificada para determinados puestos del proceso productivo, que actualmente no se encuentra; abordar el problema de la economía sumergida que genera competencia desleal a las empresas y perjudica mucho a los trabajadores y planificar y urbanizar suelo industrial que permita garantizar el crecimiento e implantación de nuevas industrias.

Revista del Calzado: ¿Está previsto que el foro se abra a otras localidades de tradición zapatera que no sean de la Comunidad Valenciana, como, por ejemplo, Almansa, Arnedo o Fuensalida?
Carlos González: Está previsto que se sumen al foro poblaciones como Petrer, Aspe, Villena y Monovar. Hemos de comenzar por nuestro entorno geográfico, que es el Vinalopó y los municipios de la Comunitat Valenciana, pero desde luego no nos cerramos a ninguna posibilidad, siempre que suponga afianzar la estrategia y avanzar en los objetivos.

«La principal política que consideramos necesaria impulsar es poner a disposición del sector suelo industrial de calidad, bien ubicado y a precios razonables»

Revista del Calzado: ¿Qué medidas concretas se pueden poner en práctica desde un ámbito municipal para incentivar el desarrollo de la industria del calzado?
Carlos González: La principal política que consideramos necesaria impulsar es poner a disposición del sector suelo industrial de calidad, bien ubicado y a precios razonables para favorecer la inversión de las empresas en la zona.
Junto a ello, estamos colaborando con el tejido industrial zapatero y favoreciendo políticas que pongan aún más en valor el producto que se realiza y que se caracteriza por su calidad y diseño. En la actualidad el Ayuntamiento de Elche tiene suscritos convenios con las agrupaciones empresariales del sector del calzado por valor de 48.000 euros. Ayudamos a las firmas que exponen en Futurmoda y con AEC, la Asociación de Empresas de Componentes, colaboramos en actividades de promoción y formación. Con Avecal también colaboramos favoreciendo la presencia de firmas ilicitanas en la feria Co_Shoes, en cursos y promoción.
Creemos firmemente que en el sector calzado la formación de los profesionales es un paso indispensable para el sector y así hacerlo más fuerte y competitivo y con trabajadores más cualificados. Hemos firmado un acuerdo con Avecal para formar parte de su proyecto Aprencal y poner en marcha una oficina de coordinación para la formación de aprendices del calzado.
Además, una de sus acciones más importantes será la de trabajar de forma coordinada por un interés común en lo relativo a las reivindicaciones ante los Gobiernos de la Generalitat y el Gobierno de la nación. Debemos implicarnos para que desde las diferentes administraciones se atienda a las necesidades del sector del calzado.

Revista del Calzado: El sector del calzado envejece porque cada vez le cuesta más incorporar a sus plantillas jóvenes bien formados. ¿Por qué cree que los profesionales más jóvenes no se sienten atraídos por el sector del calzado? ¿Cómo se puede evitar este paulatino envejecimiento del sector?
Carlos González: Además de lo comentado anteriormente para la formación cualificada, el Ayuntamiento de Elche está realizando gestiones para conseguir que el IES Sixto Marco se convierta en centro de referencia nacional en la formación reglada sobre el calzado. Por una parte motivaría a muchos jóvenes a especializarse y trabajar en el sector favoreciendo el acceso al mercado laboral de los estudiantes y por otra se nutriría a las empresas ilicitanas de trabajadores especializados en diversas tareas dentro del proceso de producción. Pero es fundamental que el sector ofrezca condiciones sociolaborales dignas, empleo estable y bien remunerado, es decir, empleo de calidad, de lo contrario será complicado que los jóvenes se impliquen en el sector.

«La economía sumergida debe corregirse ante las consecuencias perniciosas para los derechos de los trabajadores, la economía y la sociedad.»

Revista del Calzado: Según algunos sindicatos, más de la mitad de los trabajadores del sector del calzado en Alicante trabajan sin contrato y forman parte de la llamada «economía sumergida». ¿Qué medidas se pueden tomar desde el Ayuntamiento para regularizar la situación de todos estos trabajadores?
Carlos González: La economía sumergida debe corregirse ante las consecuencias perniciosas para los derechos de los trabajadores, la economía y la sociedad. Es una asignatura pendiente que no podemos abordar solos, sino trabajar para que todas las administraciones públicas y los agentes sociales nos impliquemos en un problema que afecta a todos. Desde el ámbito municipal tenemos que trabajar empezando desde la concienciación y de ahí que hayamos planteado impulsar desde el Consejo Social de la ciudad un foro de reflexión en el que colectivos y ciudadanos representativos lo abordemos. Estarían representados los agentes sociales, expertos, participaría también la Universidad, la Generalitat, la Inspección de Trabajo  y  pondríamos la economía sumergida en la agenda de prioridades. Por una parte medidas que visualicen el problema, que muestren nuestra voluntad de acabar con él y otras medidas que pongan en valor la ventaja de hacer las cosas bien.

Revista del Calzado: En los últimos años se ha hablado mucho de relocalización de la industria del calzado en ciudades de tradición zapatera como Elche ¿El regreso de la producción a Elche ha sido verdaderamente significativo? ¿Por qué cree que ahora es más rentable fabricar en Elche que en China?
Carlos González: Considero que se ha producido un cierto regreso de la producción a nuestra zona, si bien hay una parte de la producción que por sus características es previsible que se mantenga allí. Sin embargo, poco a poco los costes de fabricación van creciendo en China y la diferencia entre los costes de fabricación cada vez es menor; por otra parte, no es rentable atender desde allí pedidos de cantidades más pequeñas y con plazos más cortos, lo que favorece que esa parte de la producción vuelva a España y concretamente a Elche.

«La organización de ferias en el siglo XXI reviste una complejidad y unas características que nos obliga a ver el mundo desde una perspectiva mucho más global y menos local»

Revista del Calzado: ¿Qué importancia tiene el sector del calzado en la economía de Elche? ¿Cómo cree que evolucionará en el futuro este sector dentro del municipio?
Carlos González: Este equipo de Gobierno es consciente del peso que la industria del calzado tiene para la ciudad. La evolución del sector en el futuro tiene expectativas positivas ya que Elche cerró 2015 con 862 empresas dedicadas a la industria del cuero y del calzado frente a las 721 registradas en 2013. Esto confirma las buenas expectativas para los próximos años en una industria que registró en 2009 uno de sus peores años. La deslocalización de empresas provocó que en ese año se registrara el mínimo de empleo de su historia con unos 5.300 afiliados. Hoy seis años después son más de 3.000 trabajadores más. La exportación ha sido clave para mantener este ritmo de crecimiento de la afiliación en época de crisis. Las ventas al exterior del pasado año han aumentado un 11 por ciento, según la patronal FICE, lo que supone 3.000 millones de euros aunque el crecimiento de las exportaciones se haya desacelerado y el incremento de las ventas sea en valor y no en volumen. Las exportaciones han ido batiendo récords estos últimos años y en 2015 han alcanzado los 2.934 millones de euros y 152 millones de pares, lo que representa un crecimiento del 11,1 por ciento en valor y esperamos que mantenga el buen ritmo.

Revista del Calzado: ¿Cree que sería beneficioso y viable volver a celebrar una feria de calzado en Elche o en Elda? ¿Se ha planteado esta posibilidad en el Foro de Alcaldes por el Calzado?
Carlos González: La organización de ferias en el siglo XXI reviste una complejidad y unas características que nos obliga a ver el mundo desde una perspectiva mucho más global y menos local; lo realmente importante de las ferias hoy es que sean fácilmente accesibles desde las distintas regiones del mundo y que, en consecuencia, sean visitadas por el mayor número de clientes posible, eso es lo que conviene a los expositores y a las empresas y por ende ese debe ser el criterio que inspire su organización.

TwitterFacebookGoogle+Compartir

Tags: , ,

Categoría: Entrevistas

Dejar comentario