Mario Ollé: «Aprender a aprender es la clave del éxito empresarial»

| 5 mayo, 2015 | Comentario

Mario Ollé, consultor de empresa.

Mario Ollé es un consultor de empresa que ha trabajado con algunas de las firmas más importantes de nuestro país y de Italia. Actualmente colabora en la implantación en España y Portugal del proyecto Shoesenter, un innovador portal de venta «online» dirigido en exclusiva a comerciantes de calzado.

Revista del Calzado: ¿Cómo y cuándo entra en contacto con el sector del calzado?
Mario Ollé: Fue a los 25 años, siguiendo los pasos de mi padre, que era en aquella época una persona importante en el mundo del calzado.
R. del C.: Trabajó durante más de 20 años en la marca Camper. ¿Qué proyectos desarrolló allí? ¿Qué balance hace de esta etapa?
M. O.: En Camper partimos de cero y acabamos creando toda una empresa. Desde la definición del concepto, al desarrollo de la imagen, a la creación de la política de distribución, al diseño de las colecciones hasta la definición y desarrollo de las tiendas Camper.
Fue una etapa muy intensa y sobre todo fructífera de la que guardo un recuerdo sensacional. El principio fue duro, pero con trabajo, esfuerzo y creatividad logramos triunfar y además nos divertimos.
R. del C.: ¿Cuál cree que es la clave del éxito de Camper?
M. O.: Crear un concepto de producto distinto, creer en él y empresarialmente profesionalizar un sueño. Creamos una empresa que, además de creativa, es tremendamente seria, con mucha visión de futuro.
R. del C.: ¿Por qué abandonó esta firma?
M. O.: Creí que había terminado una etapa en mi vida y que la experiencia adquirida durante todos estos años podría ayudar al desarrollo de otras marcas.
R. del C.: ¿Qué otras marcas pasó a asesorar después? ¿Cuáles fueron sus cometidos?
M. O.: Colaboré durante cinco años con el Grupo Hergar y sus marcas Callaghan y Gorila para conseguir ayudarles a poner las bases, tanto empresariales como familiares, y que el futuro fuese como está siendo ahora: un éxito.
Después me llamó el presidente de Geox  para proponerme el diseño y desarrollo de una estrategia para su marca en España y Portugal. Estuve con ellos durante cinco años y los objetivos se cumplieron con creces, ya que me siento orgulloso de poder decir que pasamos de vender 3.500 pares en la primera temporada a 800.000 el año en que me fui.
R. del C.: Además de primeras marcas españolas también ha trabajado con marcas extranjeras.
M. O.: He colaborado con marcas italianas, casi siempre de la Toscana, asesorando en distintos departamentos dependiendo de las necesidades y los proyectos de cada una.

«Los problemas y las necesidades de las empresas son muy parecidos en todo el mundo»

R. del C.: ¿Ha encontrado diferencias a la hora de trabajar con marcas nacionales y extranjeras ?
M. O.: Los problemas y las necesidades de las empresas son muy parecidos en todo el mundo.
Uno de los  más comunes en todas ellas es el siguiente: sus dirigentes están totalmente volcados en su trabajo diario y en los asuntos urgentes y esto les hace perder de vista la realidad de lo que pasa y los verdaderos objetivos de la empresa. Diríamos que «los árboles no les dejan ver el bosque». En muchos casos se dan cuenta y piden ayuda.
R. del C.: Usted creó en su momento una consultoría. ¿Por qué? ¿Qué productos ofrece?
M. O.: En realidad mi consultoría soy yo y empecé a trabajar como tal cuando salí de Camper.
Mi objetivo ha sido siempre hacer comprender al empresario que tiene la misma importancia el producto, la comunicación y la distribución y, por lo tanto, se le debe dar la misma dedicación a todos estos puntos. Una vez entendido esto, trabajar conjuntamente para potenciar el departamento que más lo necesite.
Si se trata del producto, intentar dar equilibrio y coherencia a las colecciones, de acuerdo con la filosofía de la marca. En comunicación, estudiar la rentabilidad de la inversión, mejorar los mensajes y, si no los hay, crearlos. En la distribución se tiene que ver quién vende, quién compra y si la forma de hacerlo es la apropiada para la marca.

«Shoesenter está enfocado a los comerciantes para que puedan comprar pequeñas cantidades y recibir el producto en una semana, evitando así el riesgo de tener que comprar cosas de moda con seis meses de antelación»

R. del C.: Además de consultor acaba de iniciar un proyecto de venta «on-line». ¿En qué consiste?
M. O.: Quiero aclararle que yo no inicio el proyecto Shoesenter sino que ayudo a su implantación, porque me parece interesantísimo.
Está enfocado a los comerciantes para que puedan comprar pequeñas cantidades y recibir el producto en una semana, evitando así el riesgo de tener que comprar cosas de moda con seis meses de antelación. Facilita además hacer una reposición rápida cuando un modelo se vende.
Otra ventaja es la gran cantidad y variedad de modelos que ofrece Shoesenter, ofreciendo cada semana nuevas propuestas. Y, por descontado, los precios increíbles de los zapatos.
R. del C.: ¿Qué marca y qué tipo de zapato se distribuye desde  www.shoesenter.com?
M. O.: La marca es Jumex y la empresa es Shoesenter. Es alemana y es la empresa más potente de Europa en venta on-line.
Es producto de mujer y cubre todas las necesidades, desde zapatos de tacón, de vestir, a sneakers, pasando por botines, bailarinas, etc.
R. del C.: ¿Qué ventajas aporta a las tiendas la compra de calzado a través de la web www.shoesenter.com?
M. O.: Como he dicho antes, la ventaja es la rotación de los productos en las tiendas, así como el poco riesgo en la compra. Es una web a la que solo tienen acceso los comerciantes, el consumidor final puede entrar a ver los modelos, pero no puede ni ver el precio ni comprar.

«A nuestro sector le cuesta evolucionar y es por esta razón que las pocas empresas, tanto si se trata de fabricantes como de comerciantes, que apuestan por la creatividad y las nuevas tecnologías y que miran al futuro son las que triunfan»

R. del C.: Tras más de 40 años dedicados al sector del calzado, ¿cómo cree que ha evolucionado en todos estos años?
M. O.: A nuestro sector le cuesta evolucionar y es por esta razón que las pocas empresas, tanto si se trata de fabricantes como de comerciantes, que apuestan por la creatividad y las nuevas tecnologías y que miran al futuro son las que triunfan.
Tienen que empezar a olvidarse del «es que siempre se ha hecho así». «Si queremos conseguir algo diferente, hemos de hacer algo diferente», es una frase muy usada, pero en cambio se le hace poco caso. A mí me gusta esta otra: «aprender a aprender es la clave del éxito empresarial».
R. del C.: ¿Cómo cree que evolucionará el sector del calzado en los próximos años?
M. O.: Con la entrada de nuevas generaciones, mucho más preparadas, lo veo con mucho optimismo. Ellos ya comprenden que hoy nuestra región es el mundo.

«si el comerciante evoluciona y se prepara para ofrecer lo mejor en cada momento, no tendrá por qué preocuparse»

R. del C.: ¿Cuál será el futuro de la distribución de zapatos en los próximos años?
M. O.: Es evidente que la compra por internet va cogiendo su espacio en el consumidor final, pero en el caso del calzado, ya que es un producto que es bueno tocarlo y sobre todo probarlo, si el comerciante evoluciona y se prepara para ofrecer lo mejor en cada momento, no tendrá por qué preocuparse.

Share

Tags:

Categoría: Entrevistas

Dejar comentario